domingo, 7 de marzo de 2010

Frittata

Ayer tenía ganas de estrenar la sartén nueva para el horno y decidí hacer frittata para cenar. Tenía muchas verduras troceadas congeladas (me encantan, te sacan de cualquier apuro), huevos y queso.

Lo primero que hice fue rehogar las chalotas, el pimiento verde, el calabacín y los espárragos verdes; añadimos de bacon troceado y dejamos que se hiciera un poco; también pusimos trocitos de tomate natural. Una vez rehogado todo, añadimos tres huevos batidos y baje el fuego para que se fueran cuajando despacito. Cuando ya estaba muy encaminado, añadimos el queso rallado y lo metimos en el horno a unos 180º para que terminara de cuajar y se gratinara con el queso.

El resultado fue excelente, algo simple, rápido y muy bueno. La próxima vez me gustaría probar con ricotta y un poco de salsa de pesto. ¡Qué inventazo la sartén para el horno!


Lo acompañamos con unas tostaditas con queso crema y tomates secos troceados (una mezcla que hice para las palmeritas de la cena de hace un par de semanas), también muuuuuy buenas...

1 comentario:

Ox dijo...

Esta me la apunto! Qué bueno! Con espárragos verdes y más cosas... qué buena idea!